jueves, 17 de julio de 2014

7. Julio Verne como padre de la ciencia ficción.

¡Hola a todos y bienvenidos a "The Spirit of Words", un lugar donde cada mes hablamos sobre un autor diferente para ver qué experiencias de sus vidas han afectado a sus obras! Estamos en julio, es verano, y a mí me apetece viajar, por lo que este mes he elegido a Julio Verne y su libro "La vuelta al mundo en ochenta días" para disfrutar de un largo viaje.

Julio Verne (1808 - 1905), originalmente conocido como Julio Gabriel Vernes, es un autor francés que escribió novelas, poesía y obras de teatro que son muy conocidos por sus temáticas de aventuras y la ciencia ficción. Cuando era un niño, siempre estaba jugando con su imaginación, algo que le será muy útil para su futuro como escritor. Cuando tenía doce años, fue contratado como un mozo de camarote para navegar por el océano, y aunque sus padres le advirtieron que no lo hiciera, el quiso hacerlo, y lo hizo. Eso fue bajo la promesa de no volver a hacerlo otra vez a no ser que sea en su imaginación. Esa es la razón por la que es considerado como "el padre de la ciencia ficción".

Escribió un total de 65 libros, entre los cuales algunos de los más importantes son "Veinte mil leguas de viaje submarino", "La vuelta al mundo en ochenta días" o "Viaje al centro de la tierra". Finalmente, murió en 1905 tras estar ciego, deprimido y retirado.

Como hemos mencionado antes, voy a tratar el libro "La vuelta al mundo en ochenta días", un libro que es un claro ejemplo de lo que este hombre fue: una persona que le gustó viajar para vivir nuevas aventuras, y que tuvo una gran imaginación para llevar a cabo esas aventuras cuando era posible. Si lo lees, verás que su mente empieza a trabajar en un nuevo plan en el momento en que algo empiece a ir mal: si el barco no puede zarpar, buscará otro; si se quedan sin carbón para navegar, quemará parte del barco para llegar a su destino a tiempo. Desperdicia parte de su tiempo en problemas que no tienen nada que ver con él, por lo que pierde algunos paquebotes que necesita coger para llegar el siguiente punto, pero con suerte y teniendo dinero pudo coger otros diferentes que lo llevaron a donde necesitaba, y esto es, señores y señoras, la influencia más importante de su vida personal en su libro: la forma en la que su mente juega a distintos juegos con la aventura que él estaba escribiendo para solucionar los problemas que el protagonista tenía, la habilidad de crear un nuevo camino, un nuevo personaje que lo ayude a llegar a Londres antes de ochenta días... esa es la clave del libro. Es realmente impresionante leer este libro, yo lo recomiendo.

¡Y esto es todo, amigos! ¡Espero que os haya gustado! Como siempre, gracias por vuestro tiempo leyendo este post, y si alguien quiere comentar algo, o añadir algo, o lo que sea, puede hacerlo dejando un comentario siempre y cuando sea lo más educado posible hacia las demás personas que leen este blog.

¡Nos vemos en agosto!